Noticias

5.mar.2017 / 10:12 pm / Comentarios desactivados

01

El buró regional del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) junto a la Gobernación del Estado Bolivariano de Mérida, movimientos sociales y el poder popular en pleno, marcharon para conmemorar los cuatro años de la siembra del comandante supremo de la Revolución Bolivariana, Hugo Chávez Frías, evento que reunió a cerca de 6.000 militantes de la entidad.

Para este acto, que se llevó a cabo este domingo en horas de la tarde, se establecieron dos puntos de concentración, el primero en el Centro Cultural Carlos Febres Poveda, en el barrio Campo de Oro, parroquia Domingo Peña de la capital andina, y el segundo en la residencia estudiantil Domingo Salazar, ubicada en el sector La Hechicera, al norte de la ciudad. Los seguidores del líder de la Revolución de ambas concentraciones marcharon por la avenida Las Américas, en ambos sentidos, y se encontraron en el viaducto Campo Elías para dirigirse a la tarima dispuesta en la plaza Las Heroínas en el centro de la ciudad.

En representación del gobernador Alexis Ramírez, el miembro de la tolda roja en Mérida, Rodolfo Zerpa, declaró que es así como las fuerzas revolucionarias rinden homenaje al liderazgo de Chávez, que pasó a ser el comandante de los niños, de las mujeres, del poder comunal y del pueblo. “La oposición intentó borrar a nuestro líder, a nuestro presidente eterno y hoy el pueblo reafirma que Chávez está vivo”, puntualizó.

03

Reivindican lucha antimperialista

Zerpa informó que hasta el 15 de marzo hay una programación cultural organizada por el PSUV, además de foros, conversatorios, asambleas y movilizaciones. Asimismo, indicó que el próximo jueves 9 de marzo, el mandatario regional se trasladará al Cuartel de la Montaña, en Caracas, junto a integrantes de diversos sectores sociales para reivindicar la lucha antimperialista del comandante Hugo Chávez, que con su esfuerzo legó garantía de paz al mundo.

Por su parte, el coordinador de organización del PSUV en Mérida, Diógenes Andrade, reiteró que con este acto la Revolución demuestra su capacidad de movilización, lo que es una gran fortaleza para el presidente Nicolás Maduro. También agregó que Chávez en la historia marcó dos momentos estelares que serán imborrables: el “por ahora” del 4 de febrero de 1992, y aquel “ayer vino el Diablo aquí… Huele a azufre todavía esta mesa donde me ha tocado hablar”, pronunciamiento hecho el 20 de septiembre de 2006, en la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) en Nueva York (EE UU). Por ello y más, recordamos al presidente Chávez a cuatro años de su partida.

Prensa Gabinete de Seguridad y Paz /Mérida-Venezuela